Flores de Fuego - Hana-Bi (Takeshi Kitano, 1997)

Flores de fuego, flores que arden, flores que mueren, flores que yacen. Yoshitaka Nishi (Takeshi Kitano), policía japonés protagonista de esta historia, las tiene todas en su conciencia y lo atormentarán hasta el final. La vida de este Nishi, no es fácil; su hija de 4 años está muerta, su mujer (Kayoko Kishimoto) tiene cáncer, un compañero suyo muere por su culpa y otro (Ren Osugi) que quedó en silla de ruedas por motivos también relacionados, trata de suicidarse. Y por si eso fuera poco, le debe dinero a la yakuza y ya está tardando en devolverlo. Por lo tanto, me parece normal que alguien así explote como un fuego de artificio. Pero si ese alguien es un personaje creado por Kitano, la explosión no será demasiado exagerada sino todo lo contrario, es comedida, muy meditada y con ciertos toques de entrañabilidad, salpicados por puntuales arranques de violencia que no dejan de expresar parte de la personalidad del protagonista. Pese a ser un tio duro, Nishi trata a su mujer como a una delicada flor a la que se le está a punto de caer un petalo, y quema cualquier cosa que lo moleste en sus "obligaciones". De ahí que más que una historia de policias y yakuzas, esta sea una película sobre el viaje que lleva a Nishi desde su más profundo ostracismo melancólico, hasta su resolución final amarga pero inevitable.

Aquí una muestra de uno de esos arranques de violencia no tan meditado

Su traumatizada mujer, que además tiene cáncer, en una de las escenas más entrañables de la peli.

Como una de las películas más aclamadas de Kitano, esta es, según mi forma de ver las cosas, su obra más personal. Director, actor, comediante, escritor, pintor, presentador... básicamente un creador que refleja muchas de esas facetas en esta producción. Durante toda la película aparecen muchos de los cuadros que pintó expresamente y que apoyan, de una manera soberbia, tanto la narrativa como la comprensión de ciertos aspectos del film. Él es el protagonista, y como director, plasma su característica forma de dirigir de una manera más que evidente. Los primeros planos de sus personajes mirando algo o a alguien, las tomas de gente andando hacia la camara o alejandose de ella, los enfoques estáticos que crean imagenes de gran belleza, y su particular forma de actuar, y yo creo que de ser, hacen que la película sea como una amalgama de sus obras anteriores que hacen de esta una especie de resumen de lo que Takeshi es capaz de aportar al cine.

Si será personal, que hasta sale su hija en ella.

Y bueno, podría empezar a enumerar detalles que me flipan de la peli, pero eso me lo guardo y pongo un vídeo de una de las escenas más bonitas en la que, al son de la música de un piano gris y apagado, se muestran algunos de los cuadros pintados por Takeshi, pero que en la película se le atribuyen a su compañero que pinta después de quedarse en la silla de ruedas.


Y un último detallito... no podía dejar esto sin mencionar (por 3ª o 4ª vez en el blog) el impresionante trabajo como compositor de Joe Hisaishi, habitual en las producciones de Ghibli, y también en las de Office Kitano. Su música, bastante característica, aporta ese toque agridulce que va muy acorde con este tipo de producciones. Y aprovechando la coyuntura, daré, sin que sirva de precedente, la primera noticia más o menos interesante del blog, el advenimiento de este japo musiquero a nuestra península.

El V Festival de Música de Cine "Ciudad de Úbeda" contará este año con invitado de excepción, tanto para el aficionado al cine y sus bandas sonoras, como al aficionado otaku en sí, ya que Joe Hisaishi visitará la ciudad andaluza en Julio, del 16 al 19, como invitado especial de la edición de este año del certamen.

*Para quien quiera saber más sobre este director y su cine, dejo un par de links que me parecieron muy interesantes: Cinecin.com (monografía muy extensa y detallada en castellano) y Kitano Takeshi.com (completísima web con TODO lo que necesitas para ser gente de bien).


Trailer




Descargas

Descarga Directa

E-Link (AllZine)





4 desperdicios en el patio:

Maedhroz dijo...

Una buena parte de mi añora la vuelta de ese Kitano. Una gran película, tal como lo has dicho.

Gracias por traerla a la memoria
Saludos!!

CryingMonsteR dijo...

La buena parte de mi y la otra también se lamentan por las idas de oya de Kitano después de Zatoichi. Cierto es que aún me falta por ver la de Akiresu to Kame, pero ya no tengo esa ilusión que tenía antes por ver lo nuevo de Takeshi.

De nada, un placer :)

Maedhroz dijo...

En "Akiresu to Kame" definitivamente no es el Kitano de culto, pero pese a la reiteración del cómo visualiza el cine -su humor, ironía y estilo- y los vicios en que cae en este último tiempo, se ve que tiene nuevas inquietudes como director y eso se agradece.
No dejará conforme a sus más profundos seguidores pero está en búsqueda y eso tiene méritos, al menos a largo plazo jejeje...

Y sí, tambien lamento la falta de horizonte que a ratos suelen poseer a Kitano en alguna de sus películas.

Saludos.

CryingMonsteR dijo...

Ya conseguí la peli, ahora sólo me faltan las ganas de verla, y luego me leere tu review. Ya te diré si, cómo profundo seguidor, me dejó conforme o no.

Publicar un comentario